Y esto pasa fundamentalmente por la comunicación en la acción entre los elementos del equipo, porque cada jugador, cuando tiene que asumir responsabilidades defensivas en otra zona por la alteración de la posición del balón, sabe que la estructura del equipo se adaptará y que otro colega será responsable de la zona dejada libre y de algún adversario que esté o que entre en ella”. Ahora, si la pelota la lleva ese delantero, siendo el lateral izquierdo el responsable, en aquel momento, dada la posición del balón, por esa zona, él tendrá que ejercer una acción de oposición ante el atacante con balón. Ahora, esto es un concepto, es el concepto de defender en zona y yo creo en él. Pensamos que apropiado comenzar este punto con el concepto de «defensa en zona» de José Alberto Costa. «defender en zona» como era nuestra intención! Tal como defiende Frade (1985), los escalonamientos son la base de la racionalización espacial y temporal.

Son estas referencias defensivas que, cuando están correctamente articuladas, nos permitem obtener superioridad posicional, temporal y numérica en defensa. Repetimos: para defenderse «zonalmente» es necesaria una evolución de los «modelos de pensamiento» hacia otro tipo de referencias defensivas fundamentales. Si el delantero retrocede hacia el balón, yo tengo que marcarlo, en mi zona, hasta determinada altura. Porque cuando está bien posicionado y tiene sus referencias en el campo, puede hasta no tener el balón con objetivos de profundidad o de crear situaciones de finalización, pero, por lo menos, consigue tener una posesión con un mínimo de calidad, basta con tener los jugadores posicionados. Hasta este momento estamos de acuerdo con Costa, pero no coincidimos en la premisa que sigue: “Para mí, defender en zona es, en primer lugar, aproximar los sectores (los sectores tienen que estar próximos) y, después, cada jugador, en su zona, tiene que marcar”. De la misma manera, el hecho de que justo la motivación coincida con la efectividad en remates al arco, nos hace pensar en que los mediocampistas tienen una alta motivación de logro (entendida como la tendencia a invertir lo mejor de las habilidades psicológicas y futbolísticas para conseguir un objetivo), quizá mayor a todos los demás jugadores, dado el rango muy alto de motivación en este grupo coincidente con esta subvariable.

Estamos hablando de alto rendimiento, de grandes equipos, porque la mayor parte de los equipos no consigue hacer esto”. Los mayoristas y minoristas han seguido haciendo negocios con los sitios web de venta al por mayor de camisetas de equipos. De la misma manera que adquirir cualquier vestimenta, gozas de abundantes preferencias en cuanto a la adquisición de comprar camisetas de futbol tailandia contrareembolso. También dispone de secciones especiales que fomentan el ahorro, y pagar mucho menos de lo que esperamos. Si vamos atrás en el tiempo y repasamos la historia de los Juegos Olímpicos, encontramos a deportistas extraordinarias que han firmado actuaciones extraordinarias. Cuando quieras vender ropa, piensa que la otra persona sólo adquiere algo en tu explicación escrita, hazte creer a ti mismo que no puede echar un ojo la fotografía. “Cada jugador en su zona tiene que vigilar al hombre y marcarlo. Igualmente, Guilherme Oliveira indica que es “necesario percibir que un jugador tiene responsabilidades en un determinado espacio porque la pelota está en una determinada posición, porque, si la pelota fuese para otra posición, el jugador va a tener que salir de ese espacio pues pasa a ser responsable otro compañero.

Esto es, el espacio de mi responsabilidad es un espacio que no existe permanentemente, sino que va siendo diferente según la posición de la pelota”.Tadeia y Carvalhal concuerdan enteramente. «partes», sino como un «todo». No compartimos esta opinión y, como veremos enseguida, este es un argumento del que sólo se puede servir quien no percibe el verdadero papel de «entrenar» (a corto y a largo plazo) y la relevancia de una efectiva organización colectiva. Para nosotros, sólo existe un modo de «llegar» a este conjunto de regularidades: entendiendo el proceso de entrenamiento como un proceso de aprendizaje (de una cultura comportamental) y perspectivándolo a la luz de lo que se va «institucionalizando» como «Periodización Táctica». Nosotros señalamos que la basculación es una necesidad porque, como vimos, es uno de los recursos para hacer el «campo pequeño» y, así, conseguir superioridad numérica cerca del balón. Porque, tal como sostenía Valdano (2002), los espacios son más importantes que los adversarios.

Si usted adoraba este artículo y también le gustaría recibir más información sobre camisetas de futbol baratas por favor visite nuestro propio sitio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *